Foto
16May

Fiesta de M. Mazzarello en Zaragoza

El pasado 14 de Mayo celebramos en el Colegio María Auxiliadora de Zaragoza la fiesta de María Mazzarello, conocida por todos como Maín, nuestra fundadora. Una mujer fuerte donde las haya, con gran coraje y personalidad. Un ejemplo a seguir por todos nosotros, pues sus ganas de vivir y de conseguir lo que se proponía por sus propios medios deberían acompañarnos cada día dentro y fuera de las puertas de nuestro colegio. Si hay un lema que le caracterizase a Maín sería “QUERER ES PODER” y eso es lo que hemos querido transmitir a través de todas las actividades que hemos realizado durante este día que, si realmente queremos, podemos.

A pesar de que la fiesta la celebrábamos el pasado lunes, los compañeros de la ESO Y ciclos se nos adelantaron y pusieron rumbo a Port Aventura el pasado viernes 11 de Mayo. Desde luego que pusieron en práctica el lema de Maín, pues subirse a gigantescas montañas rusas de velocidades extremas no debe de ser tarea fácil… pero no nos engañemos… ¡¡¡ lo pasaron de cine!!!

Los demás alumnos del cole tuvieron que esperar un poco más y, aunque la semana pasada ya disfrutaron de varias visitas de Maín, el lunes fue el colofón final.

Comenzaron los niños de Infantil decorando la pared con una frase muy identificativa de Maín: “Nos esforzamos para seguir creciendo”. Mientras, nuestros compañeros más mayores acudieron a una eucaristía en honor a Maín en la cual no faltaron los cánticos protagonizados por alumnos de los últimos cursos de Primaria. He de decir que María Mazzarello puede estar muy orgullosa de cómo todos los niños cantaban en su honor, pues realmente se notaba lo importante que para ellos era este día.

Más tarde fue el turno de los más pequeños, los alumnos de Infantil y Primer ciclo de Primaria acudían a la parroquia para asistir a la Celebración. Para algunos era la primera vez y sus nervios se palpaban en el ambiente. Toda la semana llevaban ensayando las canciones en conmemoración a Maín y deseaban que todo saliera perfecto ese día. Dicho y hecho, pusieron lo mejor de cada uno de ellos y todo salió precioso. Hasta a algunos padres ahí presentes se les escapaban algunas lagrimillas viendo los sentimientos y las ganas de celebración de sus hijos.

Volvimos al colegio y los alumnos de los últimos cursos de primaria tenían una sorpresa preparada para todos nosotros. Habían ensayado una canción cada curso y amenizaron el rato de patio cantando y bailando a ritmo de las canciones que más nos gustan. Así llegamos a la hora de la comida.

Una vez habiendo recargado la energía, volvimos al cole para seguir disfrutando de la fiesta en honor a nuestra fundadora. Una gyncana llena de divertidas actividades nos estaba esperando para demostrar que “si queremos, podemos”. Quizá las pruebas no fueran nuestro fuerte, pues las había de lo más variopintas. Sin embargo, todos tratamos de sacar lo mejor de nosotros mismos para superarlas.

Mientras tanto, los más pequeños disfrutaron de una tarde de cine con palomitas para poner punto y final a una jornada llena de actividades súper divertidas que nos hicieron recordar a la gran y valiente persona que fue nuestra fundadora, Maín.

Ydoia Laboreo