Foto
02Aug

Desconectar para conectar

“Desconectar para conectar”… este fue el lema del campamento de grupos de fe desarrollado del 18 al 27 de julio, en Espinosa de los Monteros, provincia de Burgos. Los  153 participantes, niños, niñas y adolescentes, con edades comprendidas entre los 10 y 18 años, un grupo de 36 animadores/as y 13 hermanas, con ilusión y alegría dieron vida en el campamento procedentes de Barakaldo, Lugo, Béjar, Salamanca, Madrid, La Roda, Valdepeñas.

Días de desconectar de nuestros lugares de origen, de la tecnología, de la  rapidez que impide pensar, para conectar con los demás, con cada uno/a y con Dios. Algunos testimonios de los jóvenes de Bachillerato dejan ver lo estupendos que han sido estos días:

“Me ha servido para conocer a gente increíble. También para crecer como persona en un ambiente familiar y muy sano”.

“Han sido días de reflexión y crecimiento personal. Me he sentido muy acogida pro todos desde el primer momento, tiempo de desconexión”

“Para mí este campamento ha significado mucho, ha sido una de las mejores experiencias de mi vida, venía con muy bajas expectativas, pero ha sido todo lo contrario. Me ha servido para conocerme más, a Dios, para dejar a un lado la timidez y conocer a personas maravillosas”

“Para mí ha sido volver a tener estos días con todas las cosas, reencontrarme con amigos, me ha servido para darme cuenta de lo valioso que es para mí esta comunidad

Gracias a todos y todas por lo compartido y vivido, sigamos desconectando de vez en cuando, en el día a día, para conectarnos con los importante y seguir transmitiendo la verdadera alegría, que como decía Madre Mazzarello, “nace de un corazón que ama”.